14 de abril de 2010

LA TELARAÑA DE CARLOTA (2006). Gary Winick. Aventuras.

Adaptación cinematográfica de una bonita historia infantil, escrita por E.B. White e ilustrada por Garth Williams, donde la amistad, la lealtad,  y el sacrificio de sus personajes cobran vida en  pantalla.

Fern, chica especialmente sensible y audaz, es el único miembro de la familia que se percata de que Wilbur es un cerdito muy especial. Es el más pequeño de la camada y decide criarlo personalmente librándolo de ser sacrificado.

Lo adopta como mascota, pero Wilbur crece y llega una momento en que es neceario trasladarlo a un sitio más adecuado. Así que el simpático cerdito es enviado a la granja de un tío de la niña, donde puede seguir visitándolo con frecuencia. Allí Wilbur es recibido con frialdad por el resto de animales, trabando amistad con el ser más insospechado, una fea araña llamada Charlotte a la que todos desprecian. Su relación sirve de ejemplo a los animales que conviven en el establo para actuar como una auténtica familia, especialmente cuando se enteren de que Wilbur tiene los días contados.

Sólo un milagro puede salvarle. Charlotte, más decidida que nunca -para ella los milagros son algo corriente-, decide pasar a la acción y hacer lo que está en su mano: tejer palabras en su tela de araña para convencer al granjero de que Wilbur es un cerdo que merece salvarse.


Película especialmente apta para el público infantil que, en su aparente sencillez e ingenuidad, plantea algunos temas de indudable interés. La amistad, por ejemplo, sale muy bien parada, pues gracias a ella los protagonistas de la historia pueden superar una situación difícil. Sin la solidaridad derivada de la misma, no habría sido posible conseguir un propósito que, a priori, parecía inalcanzable. Pero más importante aún es el hecho de que aquélla pueda darse entre seres tan distintos, superando prejuicios y pasando por encima de estereotipos y apariencias.

Técnicamente está muy conseguida la nada fácil integración entre personajes reales y animatronics, a lo que seguramente contribuye el buen trabajo de Dakota Fanning. Esta niña se come la pantalla cada vez que aparece en escena. En suma, una historia simpática, bien hecha, contada con agilidad y con divertidos toques de humor.

Año de producción: 2006. País: Estados Unidos. Dirección: Gary Winick. Principales intérpretes: Dakota Fanning, Kevin Anderson y Essie Davis. Público apropiado: Todos. Duración: 97 minutos. Género: Comedia, Aventuras. Fuentes: Decine21.com, Filmaffinity y Yahoo
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...